Ética corporativa


  • Somos artesanos

    Excelencia, calidad y lujo en nuestro trabajo. Disfrutamos lo que hacemos, cuidamos cada detalle.

  • Somos embajadores de Carrera y Carrera

    Sentimiento de pertenencia a la marca. Somos diferentes y únicos

  • Somos españoles e internacionales

    Orgullosos de transmitir nuestras raíces y la riqueza cultural de España

  • Somos un equipo

    Trabajamos hacia un objetivo común. Fabricamos un sueño


Nuestro objetivo es promover prácticas responsables dentro de las áreas ética, social y ambiental, a lo largo de cada punto de la cadena de la joyería de diamantes y oro, desde su lugar de origen hasta el punto de venta."

 

El Consejo para las Prácticas Responsables en el Área de la Joyería es una organización sin ánimo de lucro que trabaja en pos de la implantación de su declaración de objetivos, y a su vez busca reafirmar la confianza en la cadena de suministro de diamantes y oro mediante:

1.– El desarrollo de un “Marco de prácticas responsables”, realizado junto con los principales grupos clave, que definirá los estándares éticos, sociales y ambientales bajo los cuales todo Miembro se compromete a llevar a cabo su actividad empresarial.

2.– El establecer como condición de participación el que todos los Miembros apliquen el “Marco de prácticas responsables” usando un modelo de implantación que incluye auto-evaluaciones, y cuyo seguimiento es comprobado mediante un sistema independiente de comprobación realizado por terceros.

3.– La colaboración con miembros de la industria para dar consejo y asesoría en asuntos de responsabilidad empresarial, conforme surjan, y para ofrecer orientación sobre el uso del “Marco de prácticas responsables” en la implantación  de prácticas empresariales responsables.

4.– La promoción de la concienciación y el entendimiento en asuntos clave de responsabilidad empresarial dentro de las áreas ética, social y ambiental, a través de la colaboración con todos los grupos clave; incluyendo a participantes dentro de la industria, organizaciones empresariales, gobiernos y representantes de la sociedad civil.

5.– La defensa de la responsabilidad empresarial dentro de la industria y el desarrollo de iniciativas que hagan frente a los retos éticos, sociales y ambientales a través de proyectos financiados tanto de forma pública como  privada.

6.– La colaboración con depositarios y participantes dentro de la industria en la búsqueda de continuas mejoras en el cumplimiento de las normas  y procesos establecidos en los párrafos anteriores, asegurando que éstos sean relevantes y alcanzables y que, al mismo tiempo, enfrenten los retos éticos, sociales y ambientales con la debida consideración a los objetivos comerciales de la industria.

7.– El fomentar que los Miembros promuevan la adopción del “Marco de prácticas responsables” entre sus asociados .

8.– La posibilidad de incorporar y extender la oportunidad de participación a toda la industria.

Una de los problemas más subrayados de la industria de la Joyería es el tema de los Diamantes Africanos de proveniencia de zonas en conflicto.

ANTECEDENTES

En África, el comercio ilícito de diamantes de zonas en conflicto ha sido una de las principales fuentes de ingresos de muchos grupos rebeldes y guerras civiles. Tras años de campaña por parte de grupos de derechos humanos y de desarrollo internacional, ha entrado en vigor en Noviembre 2002 un acuerdo internacional para luchar contra este comercio en zonas en conflicto: el Proceso de Kimberley.

 

PROCESO DE KIMBERLEY

El Proceso de Kimberley es un  sistema de certificaciones diseñado para evitar que los diamantes conflictivos entren en el mercado de los diamantes. Se preparó para intentar garantizar  a los clientes que no estaban financiando guerras ni abusos de derechos humanos con la compra de diamantes.

Este Proceso surgió de una reunión de los estados productores de diamantes del sur de África en Kimberley (Sudáfrica) en el año 2000, y se pacta finalmente en noviembre de 2002 entre los países productores y compradores de diamantes, y compañías que se dedicaban a la producción de diamantes.

Aprobado por la ONU, el proceso está basado en la conciencia puesto que es prácticamente imposible controlar toda la cadena de proveedores desde que los diamantes salen de la mina hasta que llegan al cliente final.

 

CÓMO ACTUAMOS

Carrera y Carrera, empresa que cuenta con unos códigos éticos, sociales y medioambientales que aplica a todas sus acciones, sigue de cerca y apoya firmemente el proceso de Kimberley.

Desde que se aprobó el proceso en el año 2002 desde Carrera y Carrera exigimos a nuestros proveedores una notificación en las facturas en las que hacen constar que las mercancías que nos mandan han sido obtenidas en fuentes legítimas y no están involucradas en conflictos. Esta notificación asegura, por lo tanto, que los diamantes son, según el conocimiento de nuestros proveedores directos, “conflict free”.

Es necesario reiterar que el proceso Kimberley está básicamente basado en la conciencia puesto que es imposible desde Carrera y Carrera controlar toda la cadena de proveedores desde que los diamantes salen de las minas. Lo que sí sabemos es que al igual que nosotros exigimos la notificación, nuestros proveedores hacen lo mismo con sus propios proveedores.

ÉTICA EMPRESARIAL

(Carrera y  Carrera, miembro del Consejo para las Prácticas Responsables en el Área de la Joyería)

1.- Nos comprometemos a llevar a cabo nuestra actividad  comercial con el más  alto nivel de exigencia ética, con integridad, transparencia y en conformidad con las leyes vigentes.

2.– Nunca participaremos en actividades ilegales o ilícitas.

3.– No toleraremos practicas ilícitas, de ningún tipo, que puedan ser realizadas a través de transacciones económicas y/o comerciales.

4.– Cumpliremos en su totalidad  el Sistema del Proceso de Certificación Kimberley y el sistema voluntario de garantía del Consejo Mundial del Diamante.

5.– Informaremos, completa y verazmente, las características de los materiales de los productos que comercializamos.

6.– Tomaremos todas las medidas razonables para asegurar la integridad material y la seguridad de los transportes de mercancías.

7.– Respetaremos la confidencialidad comercial y la privacidad de información.

Carrera y Carreraes miembro  del Consejo para las Prácticas Responsables en el Área de la Joyería (CRJP). Organización fundada en Mayo del 2005 que reúne miembros de todos los sectores de la joyería. Los miembros del Consejo están comprometidos con la promoción de prácticas comerciales responsables y transparentes, y creen que una aproximación conjunta y a nivel global hacia los desafíos éticos, sociales y ambientales conducirá a una continua mejora en el conjunto de la industria joyera para beneficio de los grupos de interés. Para tener más información sobre esta organización teclee http://www.responsiblejewellery.com

Yandex.Metrica